El CHUS dispone ya de las primeras dosis del radiofármaco 68Ga edotreótida

La Unidad Central de Radiofarmacia de Galicia SL, sociedad participada por GE Healthcare Biosciences SA y Galaria, será la encargada del proceso integral de preparación, control de calidad, dispensación y transporte con todas las garantías de seguridad. 

pet1.jpg

​El Hospital Clínico Universitario de Santiago (CHUS) dispone ya de las primeras dosis de el novedoso radiofármaco galio (68Ga) edotreótida en tomografía por emisión de positrones (PET). Un importante avance diagnóstico en el abordaje de tumores neuroendocrinos gastroenteropancreáticos para localizar tumores primarios y sus metástasis. 

Desde esta semana, el hospital de referencia del Área Sanitaria de Santiago del SERGAS tiene a su disposición dosis de este radiofármaco de forma continuada; y el Hospital Meixoeiro, referencia en el Área Sanitaria de Vigo, también tiene a su disposición dosis de este radiofármaco para la realización de estas exploraciones. La Unidade Central de Radiofarmacia de Galicia UCRG SL es la responsable tanto de la preparación de las dosis, los controles de calidad, la dispensación y el  transporte sin ningún tipo de incidencia y garantizando todo el proceso. 

Adecuado para la obtención de imágenes en exploraciones médicas mediante PET, el galio (68Ga) edotreótida contiene una pequeña cantidad de radioactividad y permite que el médico pueda visualizar determinadas zonas corporales. Mediante este procedimiento se obtienen imágenes de los órganos para ayudar a localizar células anormales o tumores, obteniéndose valiosa información sobre la enfermedad. Según explica el director de la Unidad de Medicina Nuclear Ramón Guitián "esta técnica diagnóstica aporta ventajas al clínico y al paciente; tiene mucha más sensibilidad, permite ver mejor la enfermedad y el estudio de extensión es más detallado. Se ve la enfermedad mejor y en zonas más pequeñas".

Esta técnica puede hacer cambiar la estrategia terapéutica en abordaje de tumores neuroendocrinos. Puede contraindicar un tratamiento e indicar otro; aumenta la sensibilidad, reduce las malas decisiones terapéuticas y define mejor la enfermedad.

'Es una mejora para el paciente y para el médico, asegura Guitián, en un tipo de tumores complejos en los que si no utilizamos la mejor técnica, no estamos haciendo las cosas lo bien que deberían hacerse, ni desde el punto de vista asistencial ni desde la perspectiva de gestión sanitaria y coste-efectividad". 

 

Xunta de Galicia © Xunta de Galicia. Información mantenida y publicada en internet por la Consellería de Sanidade - Servizo Galego de Saúde
Galicia o bo cambio